Metodología BIM: la cadena de valor de la construcción y su futuro digital

23. noviembre 2020

Tradicionalmente, la cadena de valor de la construcción - incluyendo arquitectos, ingenieros civiles, contratistas, proveedores de materiales y empresas de operaciones y mantenimiento - se ha fragmentado y desconectado. Además, la industria se apoyaba en métodos y manuales obsoletos para colaborar y compartir información. Esto ha causado problemas en la forma en que se diseñan, construyen y entregan los proyectos, ya que muchos han excedido su presupuesto y no han cumplido con las fechas de entrega. Por otro parte, cuanto más grande y complejo es el proyecto, mayor es el riesgo de que estos problemas acaben produciendo gastos excesivos y se retrasen las entregas. Sin embargo, gracias a la metodología BIM, los flujos de trabajo digitales colaborativos y los modelos de intercambio de datos, estos retos se pueden superar garantizando que los proyectos se diseñen y se entreguen a tiempo y dentro del presupuesto.

¿Por qué los proyectos de construcción rebasan los presupuestos y las fechas de entrega? 

Existen muchas razones. Por ejemplo, en los grandes proyectos, hay numerosas dificultades asociadas a la planificación a largo plazo, como su compleja geometría. Además, es común que, durante el proceso de diseño y construcción que puede abarcar muchos años, el alcance del proyecto cambie varias veces debido a modificaciones presupuestarias o imprevistos. En la mayoría de los proyectos de construcción, hay muchos equipos involucrados - a menudo trabajando desde diferentes ubicaciones - que conducen a silos de información. Por lo general, cada equipo utiliza diferentes herramientas y softwares, lo que dificulta el intercambio de información.

El futuro digital de la construcción

Sin embargo, el panorama de la construcción está cambiando gracias a las tecnologías digitales. Al hacer uso de soluciones como Building Information Modeling (BIM), la cadena de valor del sector de la construcción se puede conectar por primera vez. La metodología BIM es más que un modelo 3D, es el proceso de generación y gestión de flujos de trabajo digitales entre las diferentes partes del proyecto. Esto mejora la comunicación y la cooperación entre todos los miembros del equipo, permitiéndoles acceder a una visualización 3D del proyecto completado y revisarla. Dentro del modelo 3D se encuentra toda la información que hace falta para construir el proyecto, ya sea información sobre el comportamiento de los materiales, relaciones espaciales, mediciones o datos geográficos y geométricos. Con la tecnología en la nube, toda la cadena de valor puede unirse para lograr una colaboración en tiempo real utilizando una única fuente de datos, permitiendo la toma de decisiones bien fundamentadas al inicio del proceso. El resultado es una mejora de la productividad, así como una reducción significativa de revisiones, errores, choques entre disciplinas o fases y desperdicio de materiales.

 

Para lograr este intercambio continuo de información, los datos deben compartirse de forma que toda la cadena de valor tenga acceso total a ellos. Con el método tradicional de entrega de proyectos, se pierde información en todas las etapas de entrega, lo que se traduce en una pérdida de tiempo, ya que una parte recrea los datos de la otra. Precisamente, cambiar a los flujos de trabajo digitales de la metodología BIM tiene como objetivo evitar este problema. Sin embargo, también es importante que el intercambio de información no restrinja a los usuarios a un formato de archivo o fabricante de software en particular, así cada miembro del equipo podrá utilizar el software de su elección para producir los resultados requeridos. Con ese fin, se han desarrollado interfaces de intercambio de datos abiertos, como los formatos de archivo Industry Foundation Classes (IFC) o Construction Operations Building Information Exchange (COBie). Estos formatos permiten compartir los datos del modelo y de los activos con el resto de participantes garantizando que puedan acceder y leer la información que necesitan, independientemente del paquete de software que deseen utilizar. También, resulta beneficioso servirse de una plataforma colaborativa BIM, como Allplan Bimplus, para facilitar aún más este intercambio y la colaboración interdisciplinar entre todos los participantes de un proyecto.

Liberar el valor de la infraestructura digital

Junto con el Instituto de Ingenieros Civiles del Reino Unido (ICE por sus siglas en inglés) y Solid Structures, ALLPLAN presentó un webinar (disponible en inglés) que resume cómo la cadena de valor de la construcción puede capitalizar los flujos de trabajo digitales y el intercambio de datos para mejorar la entrega de proyectos de infraestructura.

Guía de Proyectos BIM (BIM Project Guide)

Categoría

  


Más artículos en la sección de Noticias ALLPLAN

Suscríbete a Noticias ALLPLAN:

New call-to-action

Categorías

Artículos más leídos